La Pepa eleva al cielo de alhaurín al Señor del Convento

Noche del 1 de mayo. El Cristo de la Vera-Cruz saluda desde la Plaza del Convento majestuoso y sublime.

A las ocho de la tarde, no se cabía en la Ermita del Convento. Los cofrades acudían a su cita con la Coral de la Cofradía y el Coro Aromas de Mayo para rezar de la mejor forma posible: Cantando. Antes del recital, el Hermano Mayor hacía entrega del escudo de oro de la Cofradía al pregonero de la Semana Santa, que dirigió unas bellas palabras de agradecimiento, identificándose con el que ya considera su Señor del Convento.

Acto seguido, salían all altar los componentes de la Coral para deleitarnos con un sentido recital. El tiempo volaba escuchando las canciones que hacen más bello si cabe el día 1 de mayo. A Día de la Cruz, Soñar en Mayo… El pellizco se hacía en el alma con los sones del Amanece el 3 de Mayo y Los Campanilleros. En mitad del acto, salían los niños del Coro Aromas de Mayo. Los sentimientos a flor de piel para escuchar la oración cantada de los más pequeños. Terminaba el recital con la plegaria al Señor del Convento “A Ti”.

Los gastadores hicieron la tradicional Guardia al Cristo previa a la procesión. Tras la misma, las Bandas de la Cofradía subían desde la Plaza Alta para dar paso a la retreta de La Pepa. Magnífica, novedosa e impactante. Después se celebraba por primera vez en la localidad la liberación de un preso por parte de la Cofradía.

Se hizo la oscuridad en la Plaza del Convento y a los sones del Novio de la Muerte, el Cristo de la Vera-Cruz, aparecía por las puertas de la Ermita. Los gastadores, elevaban al cielo “la Cruz más pura y más bella”. Toque de Oración magistral por La Pepa y pique de banderas. El Señor de la Primavera, saludaba majestuoso y radiante desde la plazoleta.

Procesión solemne y espléndida acompañada por los hermanos y las dos Bandas de la Cofradía, por el itinerario de costumbre para volver a su Ermita.

Terminaban los actos del día 1 de mayo con una gran retreta a cargo de la Banda de la Santa Vera-Cruz.

Fuente: lapasion.org

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.