Los obispos pasaron la Navidad con los presos

La celebración de la Navidad en los cinco centros penitenciarios de Sevilla ha sido, como siempre, emotiva, cargada de mucha fe y llena de esperanza, según ha destacado el delegado diocesano de Pastoral Penitenciaria, Pedro Fernández. Los presos y presas han tenido la oportunidad de celebrar el nacimiento del Redentor teniendo a su lado a sus pastores diocesanos y en unión con los voluntarios y capellanes.

Nochebuena en la cárcel con los obispos de Sevilla

En el Centro Penitenciario Sevilla II, en Morón de la Frontera, alrededor de 1500 hombres celebraron la Navidad, en compañía del arzobispo, mons. Juan José Asenjo, que presidió la Eucaristía a las cinco de la tarde del 24 de diciembre. En su homilía, animó a los asistentes con palabras cariñosas y motivadoras: “comenzar con ustedes la Navidad, en la cárcel, es para mí un regalo del Señor, porque ustedes son esos pastores, que viven al raso, alejados de la sociedad, a los que el ángel dio primero la Buena Noticia. Son ustedes los primeros en tener acceso al Niño. Encontraros con él, porque él se hace presente en vuestros chabolos y en vuestros módulos. Aprended de él a ser libres, porque libres y recuperados os necesita la sociedad”. Después compartió amigablemente con ellos mientras compartían unos dulces y se hacían pronósticos de lo que los Reyes les dejarían este año, más concretamente el día 4 de enero.

También ese mismo día, mons. Santiago Gómez Sierra, obispo auxiliar de Sevilla, celebró la Eucaristía de Nochebuena en el C.P. Sevilla I, Unidad de Cumplimiento. En su reflexión ahondó en el sentido auténtico que debe tener la celebración de la Navidad para los presos, en la situación de estar privados de libertad y sin la presencia de sus familiares: “Jesús nace para todos, pero concediendo a los pobres y marginados el privilegio de ser ellos los primeros en conocer la Gran Noticia de su presencia salvadora en el mundo. La Iglesia, a través de la presencia del obispo y de los miembros de la Pastoral Penitenciaria, se hace presente entre los presos para transmitirles un mensaje de esperanza y de libertad”.

Tras un encuentro con los internos, mons. Gómez Sierra se acercó al Módulo 10 para bendecir el Belén confeccionado por los mismos internos. Uno de los internos, en nombre de sus compañeros, dirigió unas palabras de agradecimiento al obispo por su presencia y por los ánimos que siempre transmiten los pastores al acercarse a ellos con tanta sencillez y con su mensaje de esperanza.

Otros actos religiosos

El mismo día 24, por la mañana, se celebró la Eucaristía de Navidad en la Unidad de Preventivos del Sevilla I. Presidió la Eucaristía el sacerdote José Jiménez, que estuvo acompañado por el coro de la parroquia de Ntra. Sra. de la Fuente de Camas.

Precisamente el mismo día 24, a las diez de la mañana, se celebró en esa parroquia el funeral por el voluntario de más edad de la Pastoral Penitenciaria, Blas Fernández Vera. Según ha recordado el delegado de Pastoral Penitenciaria, “allá en el cielo se habrá encontrado con su amigo inseparable, el también voluntario y secretario de la Delegación de Pastoral Penitenciaria Salvador Fernández, fallecido el 2 de noviembre”.

Fuente: elrinconcitocofrade

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.