La Cofradía de la Vera Cruz inicia una campaña para la inscripción de nuevas cofrades para portar a hombros “El Balcón de Pilatos”

Con el lema ARRIMA EL HOMBRO …. ¡ES “LA CAÑA”!! la Cofradía de la Vera Cruz ha lanzado una campaña para que el grupo escultórico “El Balcón de Pilatos” conocido popularmente como “La Caña” se vuelva a portar a hombros durante la procesión del Santo Entierro el Viernes Santo.

A lo largo de su historia ha sufrido numerosos cambios a la hora de ser portado por sus hermanos. Hasta los años 40 siempre se llevó a hombros. A partir de esa fecha y por falta de hermanos de carga pasó a llevarse a ruedas. En el 2006, 2007 y 2008 y gracias a la colaboración de la Seráfica Hermandad se pudo sacar a hombros de nuevo pero no se logró consolidar el turno de carga volviendo a llevarse a ruedas.

Desde el 2010 un grupo de hermanas se hizo cargo de empujar y guiar el paso el Vienes Santo durante la procesión. Desde entonces, cada año este grupo va creciendo, y por ese motivo han iniciado con ilusión el proyecto de crear un grupo de carga femenino.

El grupo escultórico de cuatro figuras, representa a Cristo flagelado y coronado de espinas, con la caña por cetro y vistiendo manto púrpura, flanqueado por dos sayones mientras Pilatos lo presenta al pueblo. Ha sido tradicionalmente atribuido a Alejandro Carnicero. Sostienen esta atribución los profesores Cean Bermúdez, Rodríguez G. de Ceballos y Casaseca Casaseca. En cambio lo cuestionan Morales Izquierdo y Albarrán Martín. García Boiza lo atribuye a Pedro Hernández y Antonio de Paz, apareciendo ya en el inventario de la cofradía de 1621.

De acuerdo con la más extendida atribución a Carnicero, la realización del paso se ha fechado en torno a 1740. Destaca la fuerza expresiva de las tallas, si bien la composición es menos movida que la de los Azotes. Pilatos aparece vestido a la manera oriental, cubierto con turbante. El sayón que se sitúa a la derecha de Cristo da al paso el popular sobrenombre de “Boca Ratonera” al presentar una boca deforme y desdentada. Debido a su mal estado dejó de procesionar en 1997, hasta que en 2006 volvió restaurado a la Semana Santa. Ese año desfiló a hombros en unas andas prestadas por la Seráfica Hermandad.

Fuente: SSantasalamanca

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.