50 años de la Coronación de Ntra. Sra. de la Merced en Jerez

Los mercedarios que custodian su culto y la basílica que preside han preparado una celebración marcada por la sencillez evangélica y unos cultos en la Catedral.

Hoy falta un mes para que se cumpla el cincuenta aniversario de la coronación canónica de Nuestra Señora de la Merced, patrona de Jerez, y la comunidad de mercedarios que rigen su culto y la basílica que preside comienzan a divulgar el modo en el que, desde la sencillez evangélica, se prevé conmemoración tan importante.

Así, durante todo el mes de mayo a punto de comenzar, la celebración de la Eucaristía diaria de las 20:15 horas, contemplará meditaciones que, tras el Evangelio como ha venido ocurriendo durante toda la Cuaresma, abordarán contenido de carácter mariano para preparar los cultos previstos con tal motivo.

El lunes día 23 de mayo tendrá lugar el traslado de la imagen de la Virgen desde su templo basilical, en la calle Merced, hasta la Santa Iglesia Catedral. La salida, en rosario vespertino, tendrá lugar a las 20:00 horas y, para ello, se invita a los fieles que lo deseen a que acompañen a María Santísima.

Triduo en la Catedral

Durante los días 25, 26 y 27 de mayo tendrá lugar, en el primer templo diocesano, un triduo que oficiarán los padres mercedarios así como el deán del Cabildo Catedral, anfitrión insticional de unos cultos que tendrán lugar en el mismo lugar que acogiera los de la coronación (aunque la colocación tuviera lugar en la Alameda Vieja).

Las celebraciones de este triduo comenzarán a las 20:30 horas. Mientras, el sábado día 28 de mayo (coincidiendo con el mismo día de la coronación en 1961) tendrá lugar una celebración que, a las 12 h., presidirá monseñor José Mazuelos, obispo de Jerez, acompañado por el padre José Ignacio Postigo, provincial de los mercedarios.

La procesión que llevará a la imagen de regreso a la basílica patronal tendrá lugar la misma tarde del sábado 28 de mayo. Comenzará a las 18:00 horas, la misma en que tuvo lugar la coronación canónica hace ahora cincuenta años. Se sugiere que las presencias corporativas se realicen en torno a un simpecado o estandarte mariano.

En cualquier caso, los mercedarios formulan una invitación general a cuantas personas lo deseen para que se sumen a estas celebraciones que, ya en la basílica, continuarán con una ceremonia de besamanos que se prolongará los días 29 (con misa de acción de gracias a las 13 h.), 30 y 31 de mayo.

Fuente: revistaecclesia.com

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.