El arzobispo de Toledo recibe al hermano mayor de la Cena

La cofradía de la Sagrada Cena tuvo la oportunidad de vivir y recordar sus orígenes, que se encuentran en la ciudad de Toledo, ya que el origen de la advocación de la Virgen de la Paz procede de dicha capital. Su arzobispo Ildefonso (luego declarado santo), se dirigió a la Catedral para cantar los maitines y allí la Madre de Dios le habló con dulces palabras y le entregó una casulla.

El actual hermano mayor de la corporación malagueña del Jueves Santo, Rafael López, y Adolfo Ruiz, el exhermano mayor más antiguo de la hermandad, y en representación de la misma, asistieron a la celebración de la eucaristía en la antigua y venerable Liturgia Hispano-Mozárabe el 23 de enero de 2012, solemnidad de San Ildefonso patrono de la Archidiócesis de Toledo, en la Santa Iglesia Catedral Primada de Toledo. La celebración fue presidida por el arzobispo de Toledo, don Braulio Rodríguez Plaza, Superior Responsable del Rito Hispano-Mozárabe.

El arzobispo, Primado de España, en un gesto ecuménico, invitó a Policarpo Stavrópoulos, arzobispo Ortodoxo de España y Portugal y Exarca del Mar Mediterráneo, a asistir a la celebración de la eucaristía.

Posteriormente, una vez acabada la santa misa, se acercaron a venerar en la capilla de la Descensión de la Santísima Virgen, Nuestra Señora, la Reliquia del Santo Arzobispo Ildefonso, Padre de la Iglesia Hispana.

Acabada todas las ceremonias, se acercaron hasta la puerta de la Sacristía de la Catedral Primada donde tuvieron un primer saludo protocolario con el arzobispo de Toledo y con el arzobispo Ortodoxo Metropolita de España. Una vez concluido los saludos, les invitaron a esperar dentro de la sacristía a que Braulio Rodríguez les recibiera de manera más privada. Cuando pudieron conversar con el Sr. Arzobispo, le comentaron toda la relación que la hermandad tenía con San Ildefonso a través del origen de la advocación de nuestra titular, se le hizo entrega de un marco de plata de ley con una fotografía de María Santísima de la Paz, una caja de dulces típicos de Málaga y se le propuso nombrarle hermano honorario como sucesor de San Ildefonso y así comenzar con los tramites estatutarios para este fin, propuesta que aceptó con agrado.

Después del almuerzo y acompañando a su Policarpo Stavrópoulos, fueron invitados a subir a la torre de la Catedral para ver “La Campana Gorda” y a visitar los tesoros.

Fuente: elcabildo.org

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.